Día Internacional de la Mujer y la tecnología

Por lo general, no suelo ser de los que expresa su opinión más allá de lo meramente tecnológico, pero aprovecho que hoy es el Día Internacional de la Mujer para tratar que la gente que sigue este blog sea consciente del desequilibrio que hay en este sector.

La mujer en el sector tecnológico

En los casi 6 años que llevo en esto, he tenido ocasión de asistir a 6 ediciones del MWC y 2 del IFA de Berlín. En todos ellos he podido ir a eventos organizados por las marcas en los que siempre vemos al CEO, CMO o CTO de turno presumiendo de las bondades de su último dispositivo.

Al principio no caía en la cuenta de muchos detalles, más que nada por la emoción de poder estar en la presentación del modelo más top del mercado, pero con el tiempo te vas dando cuenta de una cosa ¿dónde quedan las mujeres en este sector?

Y ahí es cuando empiezas a buscarlas para darte cuenta, con no poco estupor, que están en un segundo plano o incluso de relleno. Me explico. En muchas ruedas de prensa de las que se organizan por todo lo alto he podido ver que hay mujeres a la cabeza del evento, pero son simplemente presentadoras, mujeres que asumen un papel, leen lo que pone en las pantallas o repiten un guión previamente memorizado, pero en muy contadas ocasiones he visto una mujer sobre el escenario que ostente un cargo directivo o ejecutivo de la empresa y eso no deja de ser, como poco, llamativo y hasta diría que alarmante.

Por otra parte, también está ese uso vetusto y absurdo que se hace de la imagen de la mujer para promocionar productos, poniéndola en un stand o en fotos ligera de ropa o enseñando canalillo, lo que me parece, como mínimo, denigrante y de un mal gusto espectacular. Pero no quiero meterme demasiado en este tema porque da para un post entero.

A lo que voy es que el sector tecnológico y los cargos importantes del mismo parece que sigue siendo cosa de hombres o al menos esa la impresión que deja, porque todos hemos oído hablar de Steve Jobs, Phill Schiller, Sundar Pichai, Bill Gates, Steve Balmer, JK Shin, etc. Todos ellos altos directivos de Apple, Google, Microsoft, Samsung. No obstante, muy pocos habréis oído estos nombres: Ginni Rometty, Sheryl Sandberg, Marissa Mayer, Susan Wojcicki, Meg Whitma o, en España, de Pilar López Álvarez. No os suenan de nada ¿verdad? Pues para que os hagáis una idea, estas aguerridas damas ocupan los siguientes puestos:

  • Ginni Rometty: presidenta y directora ejecutiva de IBM
  • Sheryl Sandberg: directora operativa de Facebook
  • Marissa Mayer: directora ejecutiva de Yahoo
  • Susan Wojcicki: directora ejecutiva de Youtube
  • Meg Whitman: directora ejecutiva de Hewlett Packard
  • Pilar López Álvarez: presidenta de Microsoft Ibérica

Y estas no son las únicas mujeres que ocupan altos cargos en multinacionales tecnológicas, sin embargo, y por alguna razón que desconozco, quedan siempre a la sombra de sus homólogos masculinos. Esta podría ser una de las razones por las que no hay más presencia femenina en el sector, porque no se puede ser lo que no se ve. El hecho es que las mujeres que ostentan cargos de peso en las empresas apenas tienen visibilidad mediática. ¿Acaso sabíais que el cargo de CEO de Yahoo lo ocupa una mujer? ¿Sabíais que Marissa Mayer (CEO de Yahoo) es una de las 100 mujeres más poderosas del mundo según Forbes? Ni vosotros, ni la mayoría de gente. Esta falta de visibilidad priva a otras mujeres de un ejemplo en el que inspirarse y adquirir motivación para meterse en este sector.

Otro dato llamativo (y preocupante) del sector tecnológico es que sólo el 25% de la fuerza laboral mundial del mismo está representado por mujeres y todo apunta a que este porcentaje podría estar descendiendo. Un ejemplo claro es el de Estados Unidos, país en el que menos del 25% de los puestos que abarcan campos científicos y tecnológicos son ocupados por mujeres, mientras que en el Reino Unido el porcentaje baja al 15’5%. El número de mujeres que estudian estas carreras se sitúa en el 0,5% y, de seguir con esta tendencia, se predice que para el año 2043 las mujeres solo representarán el 1% de la fuerza tecnológica.

En el periodismo y en el blogging tecnológico sucede más o menos lo mismo. La presencia femenina es muy reducida. Navegamos en Internet y sí, hay miles (o millones) de blogs escritos por mujeres, pero en su mayoría son de moda, belleza, salud, etc. Un ínfimo porcentaje de ellos trata de tecnología, por lo mismo que si nos vamos a un blog tecnológico potente en el que cuentan con un equipo de trabajo considerable, nos encontraremos con que, como mucho, 2 de cada 10 redactores son mujeres. Aunque aquí ya entra en juego la falta de curiosidad natural por la tecnología por parte de una gran mayoría de mujeres, que, además de por cuestiones históricas, podría deberse (de nuevo) a la citada falta de visibilidad de una figura femenina relevante que sirva de inspiración.

En fin, es un tema delicado que puede dar para escribir muchos posts, pero lo que sí está claro es que el sector tecnológico necesita un poco más de amplitud de género, necesita renovarse y necesita a más mujeres, porque seamos sinceros, las mujeres poseen habilidades muy valiosas, tales como su atención al detalle, creatividad, productividad, dotes de gestión (eso es multitasking de verdad y no lo que hacen los móviles) y su capacidad para liderar equipos que son de gran valor para el sector, pero esto lo tienen que saber ver y valorar los dinosaurios que dirigen el sector.

 

 

Creador de smartphonesworld.es, apasionado de las nuevas tecnologías, usuario de Android, fotógrafo amateur, diseñador gráfico, filmmaker, músico, devorador de cómics, sarcástico empedernido, insomne profesional y soñador a tiempo completo con un punto de vista distinto.

Deja un comentario